top of page
Buscar

En servicio primera Casa Refugio para mujeres víctimas de violencia en Córdoba



En la tarde de este martes 26 de diciembre se puso en funcionamiento la primera casa refugio en el departamento de córdoba, para las mujeres víctimas de la violencia basada en género, brindándoles un espacio integral a ellas y a sus hijos.



Esta casa refugio lleva el nombre en honor a la joven mujer “Karina Paola Cuesta Ortega”, quien fue víctima de feminicidio en marzo del 2021 en el municipio de Tierralta Córdoba, en el alto Sinú.



El evento estuvo presidido por el gobernador de Córdoba Orlando Benítez Mora, quien lideró este proyecto al lado de su esposa, la gestora social del departamento Marta Ruiz Solera. Asimismo, hicieron presencia en el acto el Señor Defensor Nacional del Pueblo Carlos Camargo Asís, y la Gestora Social electa, Valeria Vega.   



Esta iniciativa desarrollada a través del Gobierno de Orlando Benítez Mora, brinda un espacio para que las mujeres reciban una atención integral que procure la reivindicación de sus derechos y la reconstrucción de sus proyectos de vida.



La Casa Refugio realizada por la Gobernación de córdoba, a través de la Secretaría de Mujer y Género, tuvo un costo de 4.100 millones de pesos.


El Gobernador Benítez Mora aseguró: “desde la Gobernación de Córdoba hicimos un gran esfuerzo y hoy le entregamos al departamento una Casa Refugio que va a contribuir a un propósito que tiene nuestro gobierno que es el de salvar vidas”, acceder al sistema de justicia y que tengan acompañamiento legal, psicológico y de emprendimiento.


Entre tanto la Gestora Social del departamento Marta Ruiz Solera manifestó que, “Es importante precisar que este será un hogar integral, donde no solamente recibiremos a la mujer sino también a sus hijos niños, niñas y jóvenes vulnerables que estén en peligro de violencia”


Para acceder a este refugio de protección, la mujer debe ser víctima de violencia extrema y en aquellos casos donde se identifique que la vida de la fémina corre peligro.


Para eso, y con anterioridad debemos hacer un trabajo articulado con la Secretaría de Mujer y Género del Departamento, Defensoría y Procuraduría, Fiscalía e ICBF con la Comisaría de Familia, y estos emitirán la medida de protección para la Casa Refugio. Una vez cuenten con esto, la autoridad o la mujer se pone en contacto con el operador de la casa y se buscará que la afectada sea trasladada hasta el lugar, así se encuentre en el rincón más apartado del departamento.



Dicho hogar está dotado con todo lo necesario para ofrecer la atención requerida, además, de servicios psicológicos, médicos, y todo lo necesario para el cuidado personal, físico y mental de la mujer que requiera amparo, y puedan salir adelante.

Las mujeres podrán estar en la casa refugio 3 meses con la opción de prorrogar su estadía por otros 3 meses; es decir, máximo 6 meses, aunque la Ley 1257 de 2008 estima que las medidas de protección y atención puedan prorrogarse hasta 12 meses.

3 visualizaciones
bottom of page